Sudoración Excesiva

Soluciones efectivas para las chicas con sudoración excesiva

La sudoración en nuestro organismo está moderada por el sistema neurótico libre, por ende no esta controlada por nuestra voluntad. En el ambiente medico se le llama Hiperhidrosis ya que que no está unida a problemas biológicos.

No se sabe si esta se debe a un abuso al estimulo nervioso sobre las glándulas o a una respuesta excesiva de las glándulas frente a este estimulo. Situaciones de estrés, cohibición o sobresalto pueden desencadenar una crisis de sudoración excesiva.

Cómo se trata la Hiperhidrosis

Para comenzar, las personas con esta deficiencia pueden sentirse acomplejados a causa de esta condición. Ya sea por las manchas en la vestimenta, el exceso de sudor en las manos o el mal olor en los pies. Cuando esta condición interfiere en el desenvolvimiento regular de la vida la persona, existen diferentes métodos para darle solución a este problema.

Tratamiento con Botox

El tratamiento a base de botox se ha acreditado en estos últimos años como la solución más sencilla para la hiperhidrosis. La inyección de este componente en las areas afectadas produce el bloqueo de un neurotransmisor. Se le realizan pequeñas inyecciones homogéneas de botox indistintamente la zona a tratar, siempre respetando los músculos para que no pierdan su movilidad. Esta solución no es definitiva, el tiempo en que la sudoración excesiva estará controlada es de 4 a 6 meses dependiendo el caso.

Tratamiento en la piel con sustancias antitranspirantes

Es un tratamiento que se aplica de dos a tres veces por semana y que tiene como base lociones alcohólicas de cristales de aluminio. En algunos se desarrollan dermatitis locales ya que a ciertos pacientes le puede resultar algo irritante e incomodo. El tratamiento con estas sustancias actúa tapando los poros sudorosos impidiendo así la sudoración.

Tratamiento mediante Iontoforesis

Este tratamiento no es muy recomendable ya que no siempre es efectivo y cuando lo es, el tiempo de duración es muy poco. Este consiste en la aplicación de suaves y ligeras corrientes eléctricas mediante un baño acuoso. En el mejor de los casos puede controlar la sudoración excesiva durante varios días.

Tratamiento Quirúrgico

Con este método cirujanos expertos mediante laparoscopia y la técnica quirúrgica llamada simpatectomía, interrumpen de manera definitiva los nódulos nerviosos que producen la sudación a través de las glándulas sudoríparas. Una desventaja de este procedimiento es que en algunos casos aparecen sudoración excesiva en otras zonas del cuerpo como piernas o espalda.

Comparte este articulo y contribuye a que otros se beneficien de esta información.